Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede cambiar la configuración u obtener más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar

DESAYUNO-COLOQUIO CON EL CONSEJERO DE JUSTICIA E INTERIOR DE LA JUNTA

DESAYUNO-COLOQUIO CON EL CONSEJERO DE JUSTICIA E INTERIOR DE LA JUNTA

El pasado 20 de febrero tuvo lugar un desayuno informativo organizado por el grupo Joly y patrocinado por Banco Santander en el que el protagonista fue el Consejero de Justicia e Interior de la Junta de Andalucía, D. Emilio De Llera. Tras explicar en su discurso la situación actual de la Justicia y realizar una crítica acerca de los aspectos que deben cambiarse para mejorarla, contestó a las preguntas realizadas por los invitados, entre los que se encontraban el Presidente y Vicepresidente de nuestro Colegio, D. Rafael Hidalgo y D. José Ramón Barrera, respectivamente, que han acudido en representación de la Corporación.

De esta manera, el Consejero de Justicia e Interior trató los "males estructurales" de la Justicia, cuya responsabilidad, según aseguró, es del Gobierno central. En concreto, se refirió a la falta de jueces, si bien no se convocan plazas suficientes, "ni siquiera para cubrir las bajas que se producen por jubilación y defunción". Igualmente, ha lamentado una "estructura obsoleta", que mantiene "modelos de Justicia penal del siglo XIX que no puede afrontar la Justicia del siglo XXI".

Asimismo, hizo alusión a la "Justicia de proximidad", que consiste en crear procesos "sencillos y comprensibles" para los ciudadanos con conflictos menores con objeto de dar una respuesta "más rápida". También habló sobre la reforma de la Ley de enjuiciamiento criminal, asegurando que "o es un engaño o no va a producir el resultado que se pretende".

Por otra parte, recordó la "alta litigiosidad" que se está dando en los juzgados andaluces, entrando en el último año dos millones de asuntos, a lo que añadió que "la solución no pasa por subir las tasas judiciales, sino por explorar nuevas vías como la mediación", destacando el papel en ella de la Fundación Mediara, que entre otras actividades está formando a policías locales para que medien en problemas entre ciudadanos. Así, se permite un diagnóstico previo del conflicto antes de derivarlo a los juzgados evitando contribuir al colapso que sufren algunos como los de lo Social en Sevilla.

Finalmente, y ante este hecho, apuntó, en referencia al retraso en los señalamientos de juicios por despido, que "no es práctico", agregando que desde la Administración "debemos seguir trabajando".