Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar

LOS GRADUADOS Y ACTIVA MUTUA CELEBRAN UNA JORNADA SOBRE EL RECARGO DE LAS PRESTACIONES

LOS GRADUADOS Y ACTIVA MUTUA CELEBRAN UNA JORNADA SOBRE EL RECARGO DE LAS PRESTACIONES

El Colegio de Graduados Sociales de Sevilla y Activa Mutua han celebrado una jornada gratuita para colegiados sobre el recargo de prestaciones. Este encuentro, encuadrado en el acuerdo de colaboración  entre el Colegio y Activa Mutua, contó con la participación del Inspector de Trabajo, Carlos Domínguez Perejón y el letrado de Activa Mutua, José María Gallego Franco y fue presidido por María Esther García Crespo, Directora de la Delegación Provincial de Activa Mutua en Sevilla y Juan Antonio Montes Montero, Vicepresidente 2º y Secretario de nuestro Colegio.

El recargo de prestaciones se puede iniciar por dos motivos fundamentalmente: de oficio a cargo de la Inspección de Trabajo o por denuncia del propio trabajador, y en esta jornada se ha abordado tanto la labor de la Inspección de Trabajo, como  de la gestión por parte de la Mutua.

Este recargo es el incremento del 30% al 50% de todas y cada una de las distintas prestaciones económicas relacionadas con la Seguridad Social que se produzcan por un accidente laboral y una omisión de medidas de seguridad. Entre las distintas prestaciones se encuentran principalmente la incapacidad temporal o baja, las lesiones permanentes no invalidantes, la incapacidad permanente parcial, la incapacidad permanente total y la incapacidad permanente absoluta y la gran invalidez.

El sistema de la Seguridad Social en España garantiza unas prestaciones mínimas o básicas para todas las víctimas de accidentes laboral eso por enfermedades comunes, pero si hay una
conducta especialmente dolosa por parte del empresario, se tendrá derecho a esta prestación adicional como compensación.